“Tecatito” Corona, el 10 mexicano

renzooDesde Cuauhtemoc Blanco, no ha habido otro futbolista digno de portar la camiseta número 10 de la selección mexicana de fútbol, pero Jesús Manuel “El Tecatito” Corona apareció con su magia para levantar la mano y portar dicha camiseta que es de gran valor simbólico en cualquier equipo.

Tal vez todos esperaban que el campeón del mundo con el seleccionado sub 17, Giovanni Dos Santos fuera el relevo natural para ocupar esa camiseta pero su pobre actitud opacó sus grandes cualidades futbolísticas.

Por su parte, Corona, un futbolista que con su gran habilidad para controlar y hacer “magia” con balón, llegó muy joven a Europa a un equipo holandés de media tabla y sus excelentes actuaciones llamaron rápidamente la atención de un grande de Portugal, el Porto.

Rápidamente se adaptó y se consolidó con el conjunto portugués, en donde además cuenta con la compañía de sus compatriotas Héctor Herrera y Miguel Layún.

Recientemente, el entrenador de la selección mexicana, Juan Carlos Osorio, declaró que es un futbolista que está al nivel de Neymar y de otros jugadores de talla mundial, puede ser que haya sido algo exagerado pero yo le creo.

“El Tecatito” es un magnífico futbolista, su gran habilidad para manejar el balón lo hace único. Su tenacidad, decisión y valor para encarar al rival son otras de las virtudes que hay que destacarle. Un futbolista nato que no busca los reflectores

Es una lástima que no haya sido considerado por Miguel Herrera para disputar el mundial pasado. Sin embargo, el actual estratega le ha dado toda la confianza e incluso ya se apoderó de la camiseta “10” del tricolor.

Dicha confianza ha sido aprovechada al máximo con sus destellos y sus estupendos goles anotados en los partidos de la eliminatoria y de la Copa América Centenario que en estos momentos se disputa.

Su más reciente actuación, ante Venezuela en Copa América, en donde anotó un soberbio gol que le valió para calificar a México a la siguiente ronda como primero de grupo ha sido de lo más destacable en su carrera como seleccionado nacional.

También cabe mencionar que entre tantas virtudes también detecto alguno que otro defecto, como el exceder de jugadas personalistas, en ocasiones quizás por la adrenalina se olvida de pasar el balón a sus compañeros con mejor oportunidad de gol.

Espero que en un futuro no muy lejano llegue a uno de esos equipos considerados como los “Gigantes de Europa” y figure entre los mejores jugadores del mundo así como también espero verlo disputando la próxima copa del mundo en caso de que México logre clasificar.

Tiene todo para consagrarse como uno de los mejores futbolistas de México y de la selección mexicana, que dicho sea de paso cuenta con una excelente camada de jóvenes y habilidosos futbolistas como Hirving Lozano, Jürguen Damm, entre otros.

 

 

 

 

Deja tu comentario